¿Cuál es el propósito del Grupo de Contacto de la UE para Venezuela?

Comparte esta entrada en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Share on Reddit
Reddit
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

El Grupo de Contacto de la UE para Venezuela nace con el propósito de ayudar a resolver de forma pacífica y democrática la grave crisis política, económica y social que atraviesa el país. La mayoría de los gobiernos del bloque comunitario niegan la legitimidad de Nicolás Maduro como Jefe del Estado. Casi todos le exigen que convoque elecciones presidenciales anticipadas, algo a lo que siempre se ha resistido. El Europarlamento también le considera parte del problema. El pasado 31 de enero se adelantó a muchos ejecutivos al reconocer a Juan Guaidó como presidente interino del país. El resultado de la votación no dejó lugar a dudas: 439 a favor, 104 en contra y 88 abstenciones.


El objetivo inmediato del Grupo de Contacto es normalizar la situación en un país que, a día de hoy, tiene dos presidentes, dos parlamentos y casi un millar de presos políticos en sus cárceles. El paso por las urnas es inevitable. Sin embargo, no se puede hacer de cualquier manera. Debe respetar los cauces definidos en la Constitución venezolana y al mismo tiempo garantizar una serie de condiciones:

  • Que el proceso electoral sea libre y justo
  • La puesta en libertad de los presos políticos
  • Igualdad de oportunidades para todas las opciones políticas
  • La presencia de observadores internacionales independientes que supervisen el proceso

En la memoria de todos están los polémicos comicios de mayo de 2015, que la UE rechazó al considerar que no permitieron la participación de todos los partidos políticos en pie de igualdad.

La jefa de la diplomacia de la UE, Federica Mogherini, y el presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez, copresidirán la primera reunión del Grupo Internacional de Contacto para Venezuela.
Foto ensamblada. Autores: Unión Europea y Gobierno de la República de Uruguay. https://creativecommons.org/licenses/by/2.0/deed.en

¿Quiénes componen el Grupo de Contacto sobre Venezuela?

Los integrantes del grupo son la propia Unión Europea y ocho países miembros con intereses importantes en Venezuela: España, Portugal, Italia, Alemania, Francia, Holanda, Reino Unido y Suecia. Al otro lado del Atlántico, cinco países latinoamericanos se han sumado a la iniciativa: Uruguay, Ecuador, Bolivia, Costa Rica y México.

Tal y como se menciona en el documento de creación del Grupo de Contacto de la UE para Venezuela, el Grupo mantendrá “estrechamente informados” a un círculo más amplio de países que tengan autoridad e influencia en las partes en Venezuela y podrá invitar a algunos a participar en sus reuniones “en calidad de observadores”. En principio, se descarta incrementar el tamaño del grupo para que sea “manejable y propicio para obtener resultados (de 10 a 12 miembros)”.

La Torre Presidencial de Montevideo acogerá la primera reunión del Grupo de Contacto sobre Venezuela. Foto:
Osmar Valdebenito . Wikipedia/ Creative Commons Attribution-Share Alike 2.0 Generic license.

¿Cómo trabajará?

El secretismo marcará la actuación del grupo. Los contactos serán constantes durante tres meses en los que las principales normas de trabajo serán “la discreción y la confidencialidad”. Es más que probable que solo uno de sus miembros, “idealmente su presidente”, hable en nombre de todos “cuando sea necesario”.

Habrá dos tipos de reuniones: a nivel ministerial y a nivel técnico. Los ministros marcarán los objetivos y los técnicos (altos funcionarios) “prepararán y darán seguimiento a las conclusiones de las reuniones ministeriales”.

La única con fecha conocida de antemano es la de la cita inaugural (a nivel ministerial), que se fijó para el 7 de febrero en Montevideo. En cada reunión, se decidirá la fecha y el lugar de la siguiente. El Servicio Europeo de Acción Exterior ejercerá las labores de secretaría permanente del grupo.

¿Cuándo concluirá su misión?

El Grupo de contacto no tiene una duración determinada, pero sí deja claro que finalizará su labor si en un plazo de 90 días no consigue avances significativos en la situación. Por avances significativos, algunos entienden “una convocatoria de elecciones presidenciales”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *